domingo, 24 de febrero de 2013

Sólo para entendidos


Realismo Mágico

 “Para Férula la muerte inesperada de su esposo fue un vendaval que arrasó con su escasa alegría. La sonrisa se le hizo mueca y las palabras llamas en su garganta. Se juró no olvidarlo jamás y hacerlo presente en cada recuerdo. Al día siguiente entró en su vestidor y quemó los colores de su vida y decidió que todo, para siempre, sería negro”

 “El hombre se ve bastante sucio y muy flaco. Con voz quebrada me cuenta que su General está muy mal enfermo y que hace ochenta días se ha ido lejos para ser bien atendido porque en este país no podían hacerlo. Le pregunto cómo hacen con las órdenes. Me dice que han seguido las órdenes que el general les envía mediante mensajeros. Le pregunto si confía en los mensajeros y me dice que confía en la Revolución y que el General no se va a dejar morir sin lucha”

Jaén, enero 2008 - “Esa primavera en Dublín fue inolvidable, estábamos a pocas cuadras de Pamell Street cuando escuchamos la explosión. A los pocos días nos volvíamos a casa, recuerdo que todos esos días solo escuchamos hablar de lo mismo: de los obreros del Ulster y de las Fuerzas de Seguridad Británicas. Creo que algo tuvieron que ver, pero nada pudo ser probado. De todo esto me hizo acordar la noticia que acabo de leer, Irlanda intenta persuadir al gobierno británico que libere los informes Barron para llevar a cabo las investigaciones y sacar la verdad a la luz. Es increíble, ya han pasado treinta y cuatro años.”